Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Febrero de 2011.

Técnica colectiva: El relevo técnico.

20110205212019-copia-de-art-1180218937.jpg

CONCEPTO:

Es la transmisión del medio o de la iniciativa. Es asimismo la acción de mantener el medio en poder del mismo equipo, mediante un cambio de mando en el jugador-balón.

Es la acción de transmisión – recogida del balón que se realiza entre dos jugadores de un mismo equipo sin que exista un desplazamiento del esférico.

El relevo és la acción técnica de la transmisión del balón en que hay cambio de poseedor y de iniciativa organizativa, dando la responsabilidad y funciones al nuevo poseedor.

 CONSIDERACIONES:

Es una acción que en el fútbol moderno, poco a poco, va perdiendo su utilidad, ya que en gran parte de las ocasiones puede ser sustituida por un pase.

Dicha acción se realiza fundamentalmente en zonas de creacción para trasladar la iniciativa del juego de un compañero a otro. El organizador del equipo se ayuda de esta acción técnica-táctica para tener la iniciativa, y sus compañeros colaboran en el terreno de juego.

El que realiza el relevo debe percibir la situación del juego, la posición de los oponentes, y, sobre todo, para que sea eficaz, debe poseer una gran coordinación motriz, velocidad de desplazamiento y de trayectorias para continuar con la posesión del balón superando al compañero y al oponente más próximo con facilidad.

En la realización del relevo no es imprescindible que exista un oponente próximo, pero efectivamente es mucho más eficaz el realizarlo con oponente y superarlo.

DESARROLLO Y ACCIÓN TÉCNICA :  

Generalmente el poseedor del balón conduce con el exterior del pie, dándole la protección y cobertura adecuadas, mientras que el jugador que realiza el relevo, recoge el balón con el interior del pie.

Otra forma válida para realizar dicha acción es cuando el poseedor del balón pisa el balón con la planta del pie y el compañero que realiza el relevo se lleve el balón por detrás de éste, con el interior del mismo pie.

TIPOS DE RELEVOS:  

a.- Relevo frontal:  Es cuando ambos compañeros llevan sentidos opuestos y realizan la transmisión del balón, frente a frente.

b.- Relevo en diagonal:  Es cuando ambos compañeros llevan direcciones convergentes. Requiere una gran percepción de velocidades y de distancias, para trasmitirse el balón.

c.- Relevo dorsal (por detrás):  Es cuando ambos compañeros llevan sentidos iguales, rebasando al poseedor por detrás de su eje corporal, llevandose el balón a más velocidad.

ERRORES MAS FRECUENTES AL EJECUTAR EL RELEVO:  

a.- Falta de coordinación en el momento de la transmisión del balón lo que ocasiona la pérdida del mismo.

b.- Falta de previsión de la acción posterior a la recogida del balón.

c.- Lentitud en la ejecución con la consiguiente presión del adversario.

d.- Ralentización excesiva del juego con la correspondiente crispación del público.

e.- No tener en cuenta que las características del terreno son fundamentales para una correcta culminación del gesto.

¿Cómo debemos enseñar la técnica?

20110205212621-20100210215017-imagen-4633891-2-1-.jpg

La disciplina técnica es una de las más trabajadas en el entrenamiento. Generalmente, todos los entrenadores dedicamos tiempo al entrenamiento técnico, si bien es cierto que solemos limitarlo al aspecto ofensivo, por medio de acciones combinadas o bien por medio de ejercicios de pases, controles, conducciones, etc.

A LA HORA DE DESARROLLAR EL TRABAJO TÉCNICO DENTRO DEL ENTRENAMIENTO EXISTEN DOS MÉTODOS DIFERENTES: 

A.- EL MÉTODO ANALÍTICO: Consiste en la repetición sistemática de las acciones técnicas aisladas del propio contexto del juego. Podemos entender la metodología analítica como todas aquellas tareas o actividades que se realizan de forma aislada y prácticamente sin oposición. Pues bien, este concepto puede ser abordado desde diferentes aspectos (físicos, técnicos, tácticos…), por lo que ya nos da una pista de cuáles son sus principales características.

CARACTERÍSTICAS DEL MÉTODO ANALÍTICO: 

1.- Entiende el juego como una sola parte (física, técnica o táctica).

2.- Tareas aisladas.

3.- Poca o ninguna oposición real.

4.- Trata de producir aprendizajes mediante automatismos o aprendizaje mecanizado.

5.- Según qué parte del juego se quiera trabajar puede haber o no existencia de balón.

VENTAJAS DEL MÉTODO ANALÍTICO:

1.- Facilidad de comprensión y asimilación por parte de los jugadores.

2.- Permite un mayor control por parte del entrenador sobre las ejecuciones gestuales de los jugadores.

3.- Es un buen método para trabajar con las edades más tempranas.

4.- Sencillo para iniciarse en las acciones técnicas (regates, controles orientados...)

5.- Son tareas fáciles y simples organizar.

6.- Permite planificar y lograr fácilmente los objetivos planteados.

7.- Permite la misma participación de todo el equipo.

8.- Desde el punto de vista condicional son fáciles de cuantificar.

9.- Mecaniza ciertos patrones de movimiento debido a su componente repetitivo.

INCONVENIENTES DEL MÉTODO ANALÍTICO:

1.- Carece de similitud con las situaciones que realmente se dan en la competición.

2.- Puede resultar un método muy monótono y poco motivante para el jugador.

3.- Requiere de un proceso posterior de aplicación del aprendizaje dentro del desarrollo del juego.

4.- Separa las diferentes partes del juego y no entienden en su conjunto.

5.- No se centra en la esencia del juego.

6.- Suele aislar aspectos cognitivos, por lo que no ayudan a pensar al jugador, produciéndose procesos lineales.

7.- Produce patrones de movimiento, porque limita la creatividad del jugador.

UTILIDADES DEL MÉTODO ANALÍTICO:

1.- En los primeros momentos de un aprendizaje.

2.- La dificultad técnica es un parámetro que hace recurrir a este tipo de estrategias analíticas. Las edades de formación difícilmente subsistirán sin un trabajo analítico en algún momento de la etapa.

3.- Otro momento donde la estrategia analítica puede ser elemento recurrente es en trabajos físicos específicos.

¿QUE MECANISMOS FOCALIZA EL MÉTODO ANALÍTICO?

Capacidad de percepción:

Mínimo, ya que se presentan situaciones estables.

Capacidad de decisión:

Nulo, ya que todo lo que debe realizar el jugador está previsto y es conocido por él antes de iniciar la acción.

Capacidad de ejecución:

Máximo, ya que se logra un elevado número de repeticiones.

 B.- EL MÉTODO GLOBALIZADO: Consisten en la aplicación continuada de las acciones técnicas dentro de la situación real del juego. El rendimiento del futbolista es completado desde una perspectiva global y los ejercicios del entrenamiento se llevan a cabo mediante el desarrollo simultaneo e integrado de los factores técnicos, tácticos, físicos y psicológicos.

Teniendo en cuenta esta visión, adopta una nueva perspectiva global e integradora que se aleja del componente meramente físico del término. El concepto de estado psicológico, aspecto inseparable del ser humano como un todo complejo, gana protagonismo y se integra en el entrenamiento como un elemento más.

CARACTERÍSTICAS DEL MÉTODO GLOBALIZADO:

1.- Introducir progresivamente la noción del oponente.

2.- Introducir la acción y el gesto en una fase de juego completa.

3.- Realizar el entrenamiento en situaciones próximas a la competición.

4.- Controlar la evaluación durante el juego.

5.- Establecer nuevas normas.

6.- Va de la táctica a la técnica.

VENTAJAS DEL MÉTODO GLOBALIZADO:

1.- La asimilación y la aplicación de las acciones se realizan en una misma fase.

2.- Es un método más dinámico y motivador para el futbolista.

3.- Posibilita mayor continuidad y diversidad en el trabajo técnico.

4.- Se trabajan simultáneamente aspectos técnicos, tácticos, físicos e incluso psicológicos.

5.- Al incluir todos los elementos del juego, la mejora obtenida en el entrenamiento se refleja rápidamente en la competición.

INCONVENIENTES DEL MÉTODO GLOBALIZADO:

1.- Hay una mayor dificultad para el control de las ejecuciones gestuales por parte del entrenador.                                                       

2.- La deficiente aplicación de las acciones pueden provocar el bloqueo del jugador.                                                                                 

3.- Las diferencias técnicas entre los jugadores tienen un reflejo directo en el desarrollo del juego.

4.- Presenta un nivel inferior de concreción que el método analítico, sobre todo en el aspecto técnico.

¿QUE MECANISMOS FOCALIZA EL MÉTODO GLOBALIZADO?

Capacidad de percepción:

Máximo, ya que las situaciones y acciones que se van a presentar son imprevisibles, por lo que se necesario percibir correcta y rápidamente las continuas variaciones producidas por el balón, los compañeros y el adversario.

Capacidad de decisión:

Máximo, ya que cada vez que modifican las situaciones de juego, se hace necesario realizar un nuevo análisis de la misma y una correcta toma de decisión para resolverla.

Capacidad de ejecución:

Medio, ya que todas las características de este método se realizan más acciones de las que son propiamente el objetivo del juego, por lo que este mecanismo es solicitado de forma mÁs dispersa que en el método analítico.

ELEMENTOS PARA MODIFICAR EN EL TRABAJO GLOBALIZADO:

1.- En cuanto a los jugadores:  Variar el número de jugadores de uno o de los dos equipos, incluir pivotes, eliminar la acción del portero, etc.

2.- En cuanto al objetivo: Solo con un objetivo para los dos equipos, un equipo solo con objetivo el otro no, modificar el tipo de objetivo (gol si se pisa en una zona, si se pasa a un jugador, si el portero la para, etc.)

3.- En cuanto al espacio: Real, modificado (más o menos que el real), diferentes zonas validas ( y otras no), etc.

4.- En cuanto al material, por complejidad mayor o menor podríamos modificar, por ejemplo: El tamaño del balón, el de la portería, incluir otro materiales que modifiquen o condicionen acciones de juego, etc.

OTRAS CONSIDERACIONES

En las etapas iniciales del aprendizaje, el entrenamiento técnico debe ser la base de la formación del futbolista de manera que desde el principio se insista en la adecuada realización de los gestos técnicos del deporte específico, evitando con ello la adquisición de vicios gestuales de difícil corrección en el futuro.

Para el trabajo de este tipo, será aconsejable la utilización del método analítico con el fin de mejorar las ejecuciones por medio de repeticiones, que verán incrementada su dificultad conforme al dominio de cada acción técnica.

En etapas posteriores tenderemos a instaurar el entrenamiento globalizado, procurando el trabajo de la técnica en partidos, juegos de posesión y acciones combinadas, todo ello sin renunciar al trabajo analítico para perfección y calentamiento de algunas actividades.

La misión del entrenador será combinar los diferentes mecanismos para evitar la monotonía del deportista, de manera que siguiendo un programa de progresión en el aprendizaje técnico, cambiemos ejercicios y mecanismos para obtener una mayor motivación y un mejor dinamismo del proceso enseñanza-aprendizaje.

¿QUÉ MÉTODO ÉS MÁS MOTIVANTE?

EL MÉTODO ANALÍTICO posee un nivel de motivación muy bajo respecto al método global ya que el aprendizaje se produce desde la confrontación pasiva.

EL MÈTODO GLOBALIZADO posee un elevadísimo nivel de motivación que lleva al niño a involucrarse en la actividad de forma total y plena ya que familiariza al jugador con la toma de decisiones, la tensión y otros aspectos estresantes de la competición (transferencia).

EL MÉTODO MIXTO consistiría en combinar ambos métodos, tratando de sacar lo positivo de cada uno.



¿Qué és la técnica?

20110205212429-20100116223946-total-90-laser-1-.jpg

La técnica es el conjunto de acciones que puede desarrollar el jugador con el balón, dominándolo, utilizando para ello cualquiera de las superficies de contacto que permite el reglamento.

Es la forma o formas más convenientes de utilizar todas las partes del cuerpo que permite el reglamento para dominar y manejar el balón, en todas las acciones que requiere la práctica del fútbol.

El aprendizaje del gesto técnico es difícil por ser los pies, la cabeza y el tronco “torpes”, por eso es preciso ser paciente y perseverante para lograr automatismos por medio de repeticiones.

El objetivo final será lograr el dominio técnico con oposición y velocidad.

El nivel técnico de un jugador vendrá dado por la corrección o precisión con que sea capaz de desarrollar las acciones técnicas así como por la variedad de superficies de contacto que domine para su ejecución.

La técnica la podemos clasificar en:

a.- Técnica individual:

Reciben esta denominación las distintas acciones técnicas que puede realizar o ejecutar un jugador del equipo sin que intervenga en su ayuda ningún otro compañero. Aunque estas acciones benefician en un primer momento a dicho jugador, el fin último de las mismas será siempre el beneficio del conjunto.

Dentro de la técnica individual podemos hablar de: CONTROL, CONDUCCIÓN, HABILIDAD Y DESTREZA, REGATE, FINTA, GOLPEO CON EL PIE, GOLPEO CON LA CABEZA Y TIRO..

b.- Técnica individual defensiva:

Reciben este nombre las acciones técnicas que realiza un jugador, que partiendo de una situación defensiva, (es decir, su equipo no tiene la posesión del balón), intenta apoderarse del mismo, o bien neutralizar las evoluciones ofensivas del adversario.

Dentro de la técnica individual defensiva podemos hablar de: DESPEJE, ENTRADA, CORTE O INTERCEPTACIÓN.

c.- Técnica colectiva:

Reciben este nombre las acciones con balón que realizan dos ó más jugadores del equipo trasladando el balón y con el objetivo de conseguir beneficio para el conjunto.

Dentro de la técnica colectiva podemos hablar de: PASE, RELEVO Y ACCIONES COMBINATIVAS.

d.- Técnica del portero:

Reciben este nombre las acciones técnicas que realiza el portero con el balón.

Dentro de la técnica del portero podemos hablar de: PARADAS BLOCAJES, DESVIACIONES, DESPEJES, RECHACES, PROLONGACIONES Y JUEGO CON EL PIE DEFENSIVO(DESVIOS, RECHACES, DESPEJES, CORTES, ENTRADAS, SALIDAS A LOS PIES DEL ADVERSARIO) Y JUEGO CON EL PIE OFENSIVO (LOS SAQUES).

¿Qué és la cánula de Guedel?

20110205214818-copia-de-guedel-2.jpg

Saber reaccionar ante una situación de emergencia médica, realizar correctamente un primer auxilio cuando un futbolista sufre un golpe y pierde la consciencia con riesgo de muerte por asfixia, son cuestiones que cada vez cobran más importancia en el fútbol.

No es la primera vez que ocurre en un campo tal circunstancia, en la que es necesaria una rápida reacción para evitar que el jugador se trague la lengua y llegue la asfixia pues al perder la consciencia la lengua se queda a merced y se da la vuelta, con lo que obstruye la vía respiratoria.

Muchas veces habréis visto en el botiquín del equipo (es imprescindible llevar de varios tamaños en él) una pieza de plástico singular y que por suerte la mayoría no habréis tenido que utilizar. Es la cánula de Guedel.

Es importante considerar que ésta reacción y utilización de la cánula de Guedel debe ser realizada por una persona que sepa cómo utilizarla por lo que mi consejo es que acudáis a un médico, enfermero o fisioterapeuta para que os lo pueda explicar y demostrar.

¿Qué és la cánula de Guedel?

La cánula de Guedel es un simple tubo orofaríngeo curvo y semirrígido de material plástico, que introducido en la boca del jugador, mantiene expeditiva la vía aérea, impidiendo que la lengua y la musculatura faríngea obstruyan el paso del aire. También se denomina tubo de Mayo.

Y no sólo ayuda a regatear a la muerte, sino que es un elemento imprescindible para eludir las graves lesiones que se producen cuando se corta durante varios minutos el suministro de oxígeno al cerebro.

El tubo no tiene ningún mecanismo extraño, simplemente actúa para liberar las vías que quedan obstruidas al tragar la lengua y de inmediato aporta respiración y alivio a quien lo pasa mal, pero hay que saber colocar la cánula ya que en caso contrario podría empujar más la lengua hacia dentro y la situación se agravaría.

La cánula de Guedel se puede emplear en cualquier jugador inconsciente, traumático o no traumático, ya que no resulta violento para el jugador.

¿Elección de la cánula de Guedel adecuada?

El primer paso consiste en elegir la cánula de un tamaño adecuado, pues existen varios tamaños, que debe coincidir con la distancia que haya entre la comisura bucal (incisivos) y el ángulo de la mandíbula.

Para medir la cánula deberemos aproximarla a la cara y comprobar que la longitud que hay entre el lóbulo de la oreja y la comisura de los labios es igual que el tamaño de la misma.

El uso de una cánula de tamaño inadecuado o bien su incorrecta colocación tendrían como consecuencia complicaciones que podrían ocasionar a la obstrucción de la via aérea.

Habitualmente se utilizan cánulas del número 3 para adulto pequeño, cánulas del número 4 para adulto mediano, cánulas del número 5 para adulto grande y cánulas del número 2, 1 y 0 para niños y recién nacidos.

¿Problemas con las cánulas de Guedel?

Los problemas que pueden existir con las cánulas de Guedel a la hora de ponerlas son por:

-usar el tamaño inapropiado (si la cánula es grande se puede producir vómitos ó laringoespasmos y si la cánula es corta no sirve y puede contribuir a una mayor obstrucción de la vía aérea).

-introducir la lengua por una mala colocación (y obstruir la via aérea).

-provocar vomito en el jugador y la posible broncoaspiración (por no verificar adecuadamente el estado de consciencia y la ausencia de reflejos de deglución).

-usar una cánula sucia (con sus evidentes consecuencias, infecciones, contagios, etc.).

Colocación de la cánula de Guedel.

La cánula de Guedel es muy sencilla de poner en la boca. Una vez que se pone la cánula hay que buscar la posición de seguridad del individuo, que es lateral y que debe hacerse con la mayor delicadeza.

Para su colocación se debe:

- colocar al jugador en decúbito supino y realizar una hiperextensión cervical, abriendo la boca del jugador con los dedos índice y pulgar de la mano que no sujeta la cánula.

- coger la cánula por la parte de las alas e introducirla por la boca, teniendo en cuenta que la parte que sujetamos  ha de tocar los dientes inferiores.

- introducir la cánula, rotada 180º con respecto a la que será su posición definitiva.

- una vez haga tope al final del paladar girar suavemente 180º al llegar al paladar blando para no dañar las mucosas e introducirla del todo, evitando en todo momento desplazar la lengua hacia atrás.

- prácticamente entra sola y al haberla girado los 180º, de esta manera, ya tendremos permeable la vía aérea.

- una vez ubicada, el reanimador deberá comprobar su permeabilidad, realizando insuflaciones y comprobando si se desplaza el tórax del jugador.

- sujetar, si es necesario, el extremo del tubo con esparadrapo o cinta y si existe riesgo de aspiración, colocar al jugador en decúbito lateral izquierdo.

- si al introducir la cánula el jugador se resiste, o se percibe que siente nauseas, se debe retirar enseguida para evitar posibles vómitos.

El cangrejo.

 

Original juego donde se pretende trabajar el dribling y la interceptación.

Coordinación con aros y vallas bajas.

Ejercicio de coordinación utilizando aros y vallas bajas en un recorrido corto en un espacio delimitado.

El control por Tito Vilanova (1).

Série de videos para el trabajo del control del balón, individual primero y luego con pases y con finalización, explicados por Tito Vilanova.

Técnica individual: El control (3).

 

CLASES DE CONTROLES:

A.- CONTROLES CLÁSICOS:

Los controles clásicos como la parada (inmovilización total del balón), la semiparada (inmovilización del balón con una ligerísima orientación del mismo) y el amortiguamiento, han perdido hoy día su validez en el juego, debido a las exigencias de velocidad y a la reducción de espacios que presiden el fútbol actual.

Únicamente puede hacerse uso de ellas en circunstancias especiales del juego, como pueden ser, la necesidad de protección del cuero, o la necesidad y posibilidad de ralentizar el ritmo de juego.

a.- Parada:

Es aquel control que consiste en inmovilizar completamente el balón sirviéndose generalmente de la planta del pie.

El jugador se encuentra normalmente parado o estático y se suele utilizar en balones rasos, aunque también en balones altos.

Dada la lentitud que imprime esta acción al juego, se encuentra prácticamente desterrada del mismo, salvo raras excepciones.

b.- Semiparada:

Es aquel control que consiste en hacerse con el balón sin inmovilizarlo completamente y dándole una pequeña orientación a la salida del balón.

El jugador se encuentra normalmente parado o estático y se suele realizar en balones rasos. Aunque se puede efectuar con cualquier superficie del pie, y con el pecho y la cabeza, es el control típico que se realiza con el interior del pie al controlar con un ligero toque el balón quedando éste, ligeramente en movimiento. 

c.- Amortiguamiento:

Es aquel control que consiste en reducir la velocidad que trae el balón, para ello se relaja la parte del cuerpo con la que vamos a realizar el control y se retrasa un poco dicha superficie en el momento de contacto con el balón.

Por lo tanto, se pueden emplear todas las superficies de contacto y podríamos decir que es la acción inversa al golpeo, ya que en el amortiguamiento se reduce la velocidad del balón mediante el retroceso de la parte del cuerpo a emplear.

B.- CONTROLES ORIENTADOS:

Mientras en los controles clásicos se carece del sentido de la orientación, en el control orientado la finalidad es controlar y orientar al mismo tiempo el balón mediante un solo contacto, utilizando naturalmente, la superficie de contacto idónea más apropiada, teniendo en cuenta la siguiente acción que se quiera realizar.

La realización de esta técnica supone una gran ventaja debido principalmente a su velocidad, siendo al mismo tiempo muy dificultosa por la precisión técnica que se debe adquirir para una correcta realización.

Basta para ello, tras el contacto del balón con la superficie de contacto empleada, dirigir ésta con el balón hacia la nueva dirección a dar. La pierna de apoyo pivota entonces en el sentido deseado y el jugador está preparado a jugar el balón en la nueva dirección.

 Son la base del ritmo de juego moderno, y la única posibilidad de maniobrar con cierta soltura y garantías sin perder el sentido del juego.

En ellos, es fundamental el movimiento pivotante de la pierna de apoyo, sin el cual es imposible dar la orientación deseada al control.

Además de los controles con una simple finalidad de orientación, podemos también hablar de:

Controles-Pase:

Son aquellos en los que al amortiguar el balón aprovechamos para orientarlo, realizando un pase a un compañero, es el ejemplo típico de la “dejada” con el pecho o la cabeza a un compañero en mejor posición para el remate.

Controles-Regate:

El ejemplo más claro son los controles picados, en los que el contacto se establece tangencialmente al balón, imprimiendo una muy ligera fuerza que hace girar al balón con un efecto de rotación prosiguiendo el movimiento en la dirección deseada reduciendo notablemente su velocidad; puede ejecutarse con la punta del pie para elevar el balón, con el interior del pie pasando el balón por delante del jugador y contorneándolo, con el exterior del pie alejándose el balón del jugador y regresando por el efecto a su espalda (siendo éste el más utilizado como control regate).

Es obvio pues que todo control orientado va unido a otra acción técnica posterior como un pase, dribling, tiro, conducción, finta, etc.

¿Cómo enseñar y educar a los jóvenes futbolistas?

20110214221619-soccer.jpg

Os expongo a continuación una serie de reflexiones, a mi parecer interesantísimas, sobre cómo enseñar y educar a los futbolistas más jóvenes, extraído de “REFELEXIONES SOBRE FÚTBOL BASE  EN CATEGORÍAS INFERIORES”  de Rafa Alarcón Guerrero, presentado en las V Jornadas Técnicas Deportivas, Julio, 2003 (Manacor-Mallorca).

1.- La categoría BENJAMÍN (Escuela) es para divertirse y aprender JUGANDO .

2.- Los niños captan mejor la información que les queremos aportar cuando está es presentada como APRENDIZAJE SIGNIFICATIVO .

3.- Los jugadores deben aprender a PENSAR y a analizar cada situación del juego. No jugadores-robots.

4.- No COARTAR SU CREATIVIDAD encasillándolos continuamente en el mismo sistema táctico. Variedad.

5.- Los sistemas tácticos no deben acaparar un protagonismo excesivo.

6.- Debemos utilizar recursos técnicos que además de serles útiles, también se acerque a sus PROPIOS INTERESES .

“ ¿Qué suele hacer la EDUCACIÓN?. Convierte un arroyo serpenteante y libre, en una acequia recta” (H.Thoreau)

Según CORBEAU (1990), los motivos expresados por los alumnos que empiezan a jugar al fútbol determinan los MOVIMIENTOS que MÁS LES ATRAEN :

DESPLAZAR EL BALÓN HACIA DELANTE     40 %

CHUTAR EL BALÓN (MARCAR GOL)             35 %

HACER PASES                                                  10 %

CORRER SOBRE EL TERRENO                       10 %

DEFENDER EL BALÓN                                       5 %

7.- Convencer a los niños de salir “jugando” el balón. Apreciar el toque, y su valor cuando perdemos el mismo. Por tanto, debemos cuidarlo, manejándolo con criterio.

8.- Es importante que tengan el mayor número de contactos.

9.- Debemos ser flexibles en cuanto al talento y a la creatividad de los jugadores. Son ellos los PROTAGONISTAS. Son ellos los que CONSTRUYEN SU PROPIO APRENDIZAJE .

“Podéis darles vuestro amor, pero no vuestros pensamientos, porque ellos tienen los suyos propios . Podéis dar cobijo a su cuerpo, pero a su alma no, porque sus almas viven en la casa del mañana, la cual no podéis visitar, ni siquiera en vuestros sueños. Podéis esforzaros para ser como ellos, pero no intentéis que ellos sean como vosotros . Porque la vida no camina hacia atrás ni se detiene con el ayer.”  Khalil Gibran “El Profeta” (1923)

10.- No debemos olvidarnos de trabajar la MULTILATERALIDAD con nuestros jugadores, además es importante desenvolvernos en un contexto de continua VARIABILIDAD , gracias a la cual el niño será CAPAZ de ADAPTARSE a las diferentes situaciones que se va a encontrar.

11.- No debemos manejar los conceptos de juego como si de una regla o norma fija se tratasen, ya que de este modo, estaremos cometiendo el mismo error: crear jugadores-robots .

12.- Destacar el uso de un elemento que solemos dejar de lado por el efecto rutinario del entrenamiento: la INCERTIDUMBRE – tareas.

13.- Por supuesto, utilizar aquellos ELEMENTOS AGONÍSTICOS que le proporcionen al niño el afán de superación y la competitividad innatos en nuestro deporte.

14.- Sería importantísimo, aunque ciertamente utópico, lograr que en el fútbol base NO se tengan que GANAR PARTIDOS para ser un BUEN ENTRENADOR / EDUCADOR.

15.- Deberíamos implantar el fútbol de la CALLE en cada entrenamiento.

16.- Podemos desarrollar campeonatos, competiciones en las que NO existan CLASIFICACIONES.

17.- Cambiamos la palabra “entrenar” por “FORMAR” para que los niños progresen con una única finalidad, concluir la temporada siendo mejores jugadores que al comienzo de ésta.

18.- Debemos COLOCARNOS siempre en la SITUACIÓN del NIñO. Miremos el fútbol desde su punto de vista.

19.- Entendemos que el entrenamiento debe ser INTEGRAL , teniendo en cuenta también el CONTEXTO REAL de JUEGO y las condiciones innatas al mismo.

“Acordémonos de las características específicas de los deportes colectivos, su naturaleza, la importancia “relativa” de la técnica, las relaciones de colaboración-oposición…” (Álvaro, Jordi)

20.- En ningún caso debemos tratar a los niños como si de “adultos en miniatura” se tratasen.

21.- El EDUCADOR es siempre un EJEMPLO para los niños.

22.- Cuando nos dirigimos al niño, debemos tener en cuenta que tanto a nivel cuantitativo como cualitativo, su nivel de atención dista mucho del adulto, por lo que a la hora de “presentarle” la información debemos ser auténticos DIDÁCTAS .

Según comenta Julio Garganta , la TASA DE RETENCIÓN de INFORMACIÓN de los niños varía notablemente según el método que usemos: (Enseñanza (Uso inmediato) = 80 %, Práctica = 75%, Discusión = 50 %, Lectura = 10 % y Charla = 5 %).

23.- Es realmente importante desarrollar de un modo eficaz los PROCESOS COGNITIVOS relacionados con la PERCEPCIÓN, ANÁLISIS, TOMA DE DECISIÓN y por último, EJECUCIÓN.

“No debemos crear jugadores-robots que automaticen conceptos y jugadas, sino aprender a MIRAR , antes y después de ejecutar” Juan M. Lillo

“Se atiende incorrectamente más al lado visible que al invisible ” Julio Garganta

24.- Igual de importante es el uso de tareas que requieran un esfuerzo extra de los jugadores en cuanto a selección o rechazo de determinados estímulos, ( DISCRIMINACIÓN ).

25.- La ACTITUD , la forma de relacionarse que tiene el EDUCADOR con el niño, influye decisivamente en el APRENDIZAJE de este.

Tienes que creer que comprendo para poder explicarme” (H.Thoreau)

26.- No podemos completar la formación de nuestros jugadores sino les inculcamos un ESPÍRITU CRÍTICO y una capacidad de ABSTRACCIÓN que les hagan constantemente cuestionarse el porqué de las cosas, la finalidad de los ejercicios que están realizando, el beneficio de los mismos, en definitiva ayudarles a formarse como SERES REFLEXIVOS .

27.- Sería interesante que existiera un sistema organizado de FORMACIÓN de EDUCADORES.

28.- Debemos EDUCAR además de mejorar sus cualidades futbolísticas, aspectos tales como:

- Afán de superación.

- Colaboración entre los compañeros.

- Espíritu crítico.

- Disciplina

- Valores: solidaridad, justicia, tolerancia…

29.- Busquemos que cada niño cree sus PROPIOS RETOS PERSONALES de este modo lograremos unos objetivos adecuados, evitaremos situaciones comparativas entre compañeros, aumentando su “ rendimiento” a todos los niveles.

“Es difícil someterse a una influencia. Debe penetrar sigilosamente en nosotros cuando no la esperamos, y concluir su tarea antes de que nos demos cuenta” (H.Thoreau)

30.- Desarrollemos aquellos ASPECTOS y VARIABLES PSICOLÓGICAS que puedan ayudarnos en nuestra labor como formadores.

La PSICOLOGÍA: Ayuda para seguir PROGRESANDO a nivel personal. Es un campo extenso en el que todavía podemos indagar mucho. Nos acerca al elemento PRINCIPAL y PROTAGONISTA del proceso enseñanza-aprendizaje: el NIÑO . (Giráldez, A)

31.- Debemos dedicarle tiempo a la OBSERVACIÓN de nuestros jugadores y a las relaciones que se establecen entre ellos. Esta acción tan sencilla nos reportará información valiosa.

32.- Ganándonos la confianza de los LIDERES conseguiremos aumentar el rendimiento individual de ese jugador, así como el del propio colectivo.

33.- Igual de relevante son los procesos de COMUNICACIÓN que se establecen entre los componentes del equipo. Debe existir fluidez en este sentido.

34.- No debemos olvidarnos de EDUCAR con INTELIGENCIA EMOCIONAL (Forma de interactuar con el mundo, ser eficaz a nivel personal, resolución de conflictos, relacionarse con los demás y entender los sentimientos (los propios y los ajenos (empatía)).

“Esta inteligencia emocional se consigue con una série de elementos como són: la AUTOCONSCIENCIA, el AUTOCONTROL, las HABILIDADES SOCIALES, la MOTIVACIÓN y la EMPATÍA” ELEMENTOS “ INTELIGENCIA EMOCIONAL” (Carrascosa, J.)

35.- Educar a través de la inteligencia emocional, permitirá aportarle una MADUREZ personal al jugador, permitiéndole desenvolverse adecuadamente en las futuras situaciones en que se verá inmerso.

COMO HABLAR DE FORMA QUE LOS NIÑOS NO PIENSEN…

- Decirles lo que pensamos en todas las ocasiones.

- Evaluar sus ideas y afirmaciones tan pronto como las expongan, etiquetándolas como “buenas” o “malas”.

- Darles consejos de nuestra propia niñez continuamente (“Cuando yo tenía tu edad…”).

- Mostrándole seriedad en todo momento.

- No repitiéndoles las explicaciones oportunas.

- Decirles que confíen en sus palabras y no en lo que hacen.

- Considerándonos perfectos, sin posibilidad a equivocarse en ningún aspecto.

36.- Existen algunos principios que debemos tener en cuenta y que pueden ayudarnos en nuestra labor como formadores, creando buen ambiente en el grupo.

“LOS DIEZ MANDAMIENTOS DE LAS RELACIONES HUMANAS”  según (Fritzen, S.J.)

I.- HABLAR CON LAS PERSONAS (gestos amables).

II.- SONRÍE A LAS PERSONAS.

III.- LLAMAR A LAS PERSONAS POR SU NOMBRE.

IV.- SER AMIGO Y SER SERVICIAL.

V.- SER CORDIAL (Sinceridad, hacer las cosas con gusto).

VI.- INTERESARSE SINCERAMENTE POR LOS OTROS.

VII.- SER GENEROSO EN ELOGIAR Y CAUTELOSO EN CRITICAR.

VIII.- APRENDER A CAPTAR LOS SENTIMIENTOS DE LOS DEMÁS.

IX.- PREOCUPARSE DE LA OPINIÓN DE LOS OTROS.

X.- PROCURAR APORTAR, (Ayudar a los demás, compartiendo).

37.- Según José Carrascosa, las diferentes concepciones del entrenamiento se pueden agrupar  en dos grupos:

Centrados en GANAR

a.- La victoria no es lo más importante, sino que es lo único.

b.- El entrenador busca exclusivamente el éxito.

c.- Los futbolistas y el equipo son el medio para alcanzar la victoria.

d.- Asocian la victoria a su propia consideración como personas y profesionales, a su capacidad y conocimientos.

Centrados en los FUTBOLISTAS

a.- Piensan que la victoria es muy importante, aunque la consideran una consecuencia.

b.- Ponen el énfasis en el esfuerzo y el trabajo bien hecho, del entrenador y del equipo.

c.- Persiguen el enriquecimiento profesional y personal de los futbolistas.

d.- Conceden importancia al clima de trabajo y a las relaciones personales.

e.- El entrenador guía a los futbolistas, marca el camino para que logren el éxito.

38.- Por tanto, el crear jugadores maduros, que sepan valerse por sí mismos, que tengan dominio de sus propios sentimientos y del ambiente que les rodea será un objetivo primordial cuando trabajamos con categorías inferiores.

39.- Es necesario REFLEXIONAR, sobre nuestra labor, cada entrenamiento, después del partido. ¿Nos hemos puesto en el lugar de ese niño/a?, ¿Ese jugador/a se va contento a casa?, ¿Ha aprendiendo jugando?...

40.- Entonces SÍ nos estaremos acercando al elemento más importante del proceso enseñanza-aprendizaje, al NIÑO. Pues el niño es el PROTAGONISTA.

“El niño tiene que andar a su aire, inventarse su vida , tan distinta de todas las demás; con los ojos como dos platos absorbiendo su alrededor , con las respuestas y las preguntas a flor de piel; cerca o lejos de sus semejantes, de sus personajes, de sus héroes, de su familia; entendiéndose o enfrentándose a ellos con argumentos cada día más propios , más de dentro afuera, más de abajo arriba, más osados”. (Antonio Gala)

Ejercicio 27: Ejercicio para la mejora del juego ofensivo entre puntas y mediocampistas 1

20110217211801-ejercicio-tactico-27.jpg

En este ejercicio trabajamos una acción ofensiva entre un punta y un mediocampista con finalización en tiro.

En el dibujo se observa que trabajan dos filas alternativamente para hacer más dinámico el ejercicio, por lo tanto, empieza la fila A y luego la fila B y así alternativamente.

El desarrollo del ejercicio, como indican los números en amarillo, és el siguiente:

1.- Inicia el ejercicio un mediocampista que avanza conduciendo el balón desde la medular.

2.- El delantero situado delante de él, a la altura de los conos A, realiza un desmarque de apoyo hasta la altura de los conos B.

3.- El mediocampista que observa el desmarque de apoyo hacia él le pasa el balón y el punta se lo devuelve en pared, es decir, al primer toque.

4.- El punta tras realizar la pared realiza un desmarque de ruptura hacia la linea de conos A.

5.- El mediocampista que ha recibido el pase en pared, lanza un pase en profundidad y elevado para buscar la espalda del defensor y sobre la carrera del punta.

6.- El punta recibe el balón sobre su carrera y la espalda del defensor aprovechando su desmarque de ruptura y finaliza con tiro.

Una vez realizado el ejercicio y mientras lo ejecuta la fila B, el punta que había tirado a puerta va a buscar el balón y se lo lleva al final de la fila A para esperar turno a la vez que el mediocampista que realizó la acción se sitúa como punta en la línea de conos A esperando turno para realizar la acción como punta. 

Con esta rotación todos los jugadores realizan y practican todas las acciones técnicas y tácticas que se producen en dicho ejercicio. 

Tras varias repeticiones cambiar las filas de lado para trabajar el ejercicio desde ambos lados. 

Ejercicio 28: Ejercicio para la mejora del juego ofensivo entre puntas y mediocampistas 2

20110217212219-ejercicio-tactico-28.jpg

Este ejercicio és una variante del ejercicio 27, donde tambien trabajamos una acción ofensiva entre un punta y un mediocampista con finalización en tiro pero con una variante en la dirección y los movimientos de los desmarques del punta.

En el dibujo se observa que trabajan dos filas alternativamente para hacer más dinámico el ejercicio, por lo tanto, empieza la fila A y luego la fila B y así alternativamente.

El desarrollo del ejercicio, como indican los números en amarillo, és el siguiente:

1.- Inicia el ejercicio el mediocampista de la fila A que avanza conduciendo el balón desde la medular.

2.- El delantero situado delante de la fila B, a la altura de los conos A, realiza un desmarque de apoyo en diagonal hasta la altura de los conos B.

3.- El mediocampista que observa el desmarque de apoyo hacia él le pasa el balón y el punta se lo devuelve en pared, es decir, al primer toque.

4.- El punta tras realizar la pared realiza un desmarque de ruptura en diagonal hacia la linea de conos A.

5.- El mediocampista que ha recibido el pase en pared, lanza un pase en profundidad en diagonal y elevado para buscar la espalda del defensor y sobre la carrera del punta.

Nota: En el dibujo la línea que marca el pase en diagonal elevado del mediocampista està exageradamente abierto en el dibujo, es simplemente para que se vea mejor pues el pase se entiende que es recto y elevado.

6.- El punta recibe el balón sobre su carrera y la espalda del defensor aprovechando su desmarque de ruptura en diagonal y finaliza con tiro.

Una vez realizado el ejercicio y mientras lo ejecuta la fila B, el punta que había tirado a puerta va a buscar el balón y se lo lleva al final de la fila A para esperar turno a la vez que el mediocampista que realizó la acción se sitúa como punta en la línea de conos A, delante de la fila B, esperando turno para realizar la acción como punta. 

Con esta rotación todos los jugadores realizan y practican todas las acciones técnicas y tácticas que se producen en dicho ejercicio.

Tras varias repeticiones cambiar las filas de lado para trabajar el ejercicio desde ambos lados. 

Dos maestros y una filosofía de fútbol

20110219222946-johan-cruyff.jpg

Apuntes y orígenes del sistema u organización estructural 1-4-3-3.

Existen dos elementos claves en el fútbol:

- La técnica.
- La posesión del balón.
Siempre tengo la posesión del balón y controlo el juego. Es lo más difícil de hacer. Nunca me adapto a los demás. Juego igual contra cualquiera donde sea.
 
El trabajo colectivo es la base de todo:
Nunca sobresale una estrella sobre el resto. Todos los jugadores son estrellas y en un día puede brillar uno más que otro. Siempre está lo colectivo por encima de lo individual. Lo más importante es el equipo.
 
La estrategia:
Se debe hacer una lectura y análisis del rival previo al encuentro y durante el mismo. El análisis táctico previo es muy importante así como lo es el contra-táctico.
 
Mezcla de experiencia con juventud:
Siempre mezclar jugadores jóvenes con otros con  más experiencia. Es la mezcla perfecta, debido al desgaste físico, lesiones, molestias y para que no se duerma nadie y se mantengan motivados todos.
 
Principios de juego:
 
- El más importante: el deseo de ganar siempre es más grande que el temor a perder.
- Controlar el juego siempre.
- Perseguir al oponente lo más posible.
- Preferentemente jugar en la mitad de campo contrario.
- Ataques posicionales canalizados bien organizados.
- Buena circulación para permitir jugar el balón hacia los delanteros.
- Crear muchas situaciones de gol.
- Penetración de los extremos.
 
Razones para la utilización del sistema 1-4-3-3:
 
- Ocupación racional del terreno de juego.
- Fácilmente se puede obtener un buen funcionamiento colectivo debido a que los movimientos son  muy simples.
- Al ocuparse las bandas los espacios libres se generan por el centro y los jugadores por ende corren menos.
- Es más fácil desmarcarse ya que se puede hacer mediante desmarques cortos.
- Se formarán triángulos por todo el campo con facilidad.
- El balón puede ser circulado tanto para adelante como para atrás.
 
PRINCIPIOS DE JUEGO EN ATAQUE (cuando tenemos la posesión del balón):
 
- Buen juego posicional.
- Siempre se debe intentar jugar el primer balón con el delantero.
- Variación en los pases, corto y largo. Nunca repetir más de tres pases en el mismo sector.
- Muy importante: La forma como jugamos el balón al delantero centro.
- Generar situaciones de gol.
- Los extremos jugarán a pierna cambiada para cuando lleguen a definir estén con la pierna buena y en el mejor ángulo de remate.
- Posicionarse siempre en diagonal al poseedor del balón (compañero) para darle salida.
- Recibir siempre el balón con la posición del cuerpo "perfilado" al poseedor del balón (con el "trasero" hacia fuera del campo). Esto nos da una visión mucho más amplia del terreno de juego con respecto a si recibimos el balón de espaldas a la portería contraria.
- Cuando tienen el balón los defensas, la primera idea tiene que ser un pase largo (al 3er. hombre), si no se puede, entonces jugar en corto. Los pases al 3er. hombre, como que muchas veces recibirá de espaldas, la tocará para el medio efectuando rápidamente una acción de desmarque para que se la devuelva.
- El juego de ataque debe pasar siempre por el medio, circulación típica del balón a la salida: lateral-medio-extremo.
- Conducir, hasta que me venga un contrario... para pasar, no para regatear. Cuando me viene el contrario paso el balón, ya que habrá dejado alguna línea de pase.
- Jugar por la derecha para marcar gol por la izquierda (y al revés).
- Mantener la distancia correcta, no acercarse demasiado antes que llegue el balón o esconderse.
- Jugar siempre con el que viene de cara.
- Siempre dentro de lo posible saltar líneas, darle el pase al de atrás.
 
PRINCIPIOS DE JUEGO DEFENSIVOS (cuando no tenemos la posesión del balón):
 
- Mantener al equipo corto, en pocos metros.
- Ejecutar presión sobre el poseedor del balón siempre.
- Presionar siempre forzando al oponente a pases cortos y prevenir pases largos.
- Buenas coberturas en la línea defensiva.
- Buena comunicación en la línea defensiva.
- Los delanteros y medios se situarán siempre entre dos contrarios para poder "atacar" rápidamente al jugador que le dan el pase y crear dudas al poseedor del balón.
- Cuando nuestro equipo ataca, nuestra defensa tiene que marcar al hombre para evitar posibles contraataques.
- Bola sube salimos, bola baja nos quedamos quietos.
 
BALÓN PARADO (EN DEFENSA):
 
- Dentro del área pequeña, el balón es del portero.
- Si patea con pierna cambiada el portero debe robar metros en salida.
- El equipo debe estar saltando, para mantener el nivel de concentración.
- Mantener la espalda hacia propia portería (culo a portería).

Técnica individual: El control (2).

20110220120930-20110213224735-higuain-excelente-control-balon-rf-32114.jpg

SUPERFICIES DE CONTACTO:

El balón puede ser controlado con todas las partes del cuerpo, exterior e interior del pie, empeine del pie, planta del pie, cabeza, pecho y muslo e incluso las manos en el caso del portero.

Los controles pueden realizarse con balones rasos, balones a media altura (a la altura de la rodilla o del pecho), balones con bote y en balones altos y descendientes.

a.- PLANTA DEL PIE:

Hoy en día, por la velocidad con la que se juega al fútbol, este tipo de control se realiza en contadas ocasiones.

Esta superficie de contacto ha perdido en el fútbol moderno la importancia que tuvo antaño, debido a que inmoviliza por completo el balón, ralentizando irremediablemente el ritmo de juego.

Se utiliza para recibir balones que van directamente al jugador, en balones altos y también puede utilizarse a balones rasos, pero salvo acciones aisladas, (como la del delantero que se encuentra marcado y recibe un balón, inmovilizándolo para protegerlo) hoy día se ha visto sustituido por los controles con el interior y exterior del pie.

Para realizar un control con la planta del pie debemos:

- Colocarnos en línea con la trayectoria del balón y elevar el pie estirado con la puntera hacia arriba (se levanta un poco el pie con el que controlaremos la pelota).

- Presionar  el balón entre la suela de la bota y el terreno de juego, echando ligeramente el pie hacia atrás en el momento del contacto, para evitar el rebote (pisamos el balón con la planta en la parte superior de la pelota, con el pie un poco inclinado con la punta mirando hacia arriba).
- Mover con agilidad las piernas para poder orientar un balón que, si el control se hizo bien, estará clavado bajo la pierna activa.

b.- EMPEINE FRONTAL:

Este control se realiza para controlar balones altos descendentes que vienen de cara. La puntera debe recogerse ligeramente hacia atrás.

Este tipo de control puede ser tan eficaz como espectacular, si bien es cierto que su enorme dificultad y consiguiente riesgo, lo mantienen reservado a los jugadores mejor dotados técnicamente.

 Para realizar un control con el empeine frontal del pie debemos:

- Adecuar una buena postura de equilibrio al elevar la pierna activa en busca del contacto con el balón.

- Presentar el pie con el tobillo relajado y el empeine perfectamente estirado.

- En el momento preciso del contacto echamos el pie ligeramente hacia atrás, de manera que la pelota seguirá el camino de nuestro pie hasta el suelo.

- Es importante que en este momento movamos con presteza nuestra pierna de apoyo para buscar la orientación de nuestra jugada ya que, de lo contrario, el balón puede venírsenos muy encima pudiendo incluso llegar a trompicarnos con él.

c.- INTERIOR DEL PIE:

Este tipo de control se realiza en balones rasos.

El balón se detiene con la parte más ancha del pie, la que nos ofrece mayor seguridad. El secreto consiste en presentar el interior del pie (el pie debe ir al encuentro del balón) y relajarlo cuando llegue el balón, pues esto amortigua el impacto para que no rebote. En el punto de impacto hay que echar hacia atrás el pie para que el balón se detenga.

Para realizar un control con el interior del pie debemos:

- Atacar el balón, acortando las distancias hacia éste, apoderándose lo más rápidamente posible del balón. 

- El jugador se orienta situándose lateralmente para llevar el balón hacia la dirección que desea para realizar la acción posterior.        

- Presentar el interior del pie como superficie amplia y segura, adecuada para este tipo de control.

- Observar la acción de apertura de cadera que permite adoptar una posición de equilibrio que facilita la acción.    

- En el momento del recibir el balón relajar, contraer la superficie de contacto (muelle) para conseguir que el balón quede cerca de nuestro cuerpo (que no rebote).        

- Al mismo tiempo girar el cuerpo en dirección a la zona donde posteriormente queremos realizar la siguiente acción (pase, tiro, conducción...).     

d.- EXTERIOR DEL PIE:

Debemos enseñar este aspecto técnico cuando ya se domine el control con el interior del pie. Es también un tipo de control utilizado en balones rasos.

La clave para realizar este control con éxito estriba en absorber el impacto retirando el pie con el que se recibe el balón. Se ejecuta quitándole velocidad al balón con la retirada del pie a la llegada de la pelota.

La captura se realiza transversalmente a la pierna de apoyo cruzando la pierna que atrapa, por delante del cuerpo antes que llegue el balón. Se recibe con el pie vuelto hacia afuera formando un ángulo de captura entre el suelo y el tobillo y la cara externa del pie que atrapa. En el momento que la parte externa del pie establece contacto con el balón, la pierna que atrapa barre por delante del cuerpo llevándose el balón.

Este tipo de control es muy útil, pues deja al jugador en clara disposición de jugar el balón, se debe recibir y marchar en otra dirección.

El exterior del pie es una superficie menos segura que el interior y por lo tanto, para emplear este tipo de control, se requiere un mayor dominio técnico, un mayor equilibrio físico y una mejor visión de juego, ya que la protección y conservación del balón resultará más difícil. No obstante, el alcanzar también su dominio, nos dará una mayor riqueza técnica.

Para realizar un control con el exterior del pie debemos:

- Absorber el impacto del balón retirando levemente el pie con el que se recibe el balón.

- En el instante en que se va a recibir el balón, se cambia el peso del cuerpo hacia la pierna pasiva mientras se cruza por delante la pierna activa con el tobillo relajado para el contacto y la puntera ligeramente levantada.

- En el momento del contacto vuelve hacia fuera el pie de la pierna activa, orientando con éste movimiento, el sentido que vamos a dar al balón.

e.- MUSLO:

Si el balón cae más abajo del pecho (balones a la altura de la pelvis), las dos opciones que tiene el jugador son el interior del pie o el muslo. La forma más usual consiste en presentar la parte frontal del muslo en ángulo recto con la trayectoria del balón, es decir, colocar el muslo totalmente horizontal elevando la pierna para recibir el balón con el muslo relajado.

Para realizar un control con el muslo debemos:

- Colocarse en línea con la trayectoria del balón parta ofrecer la máxima amplitud de la superficie de contacto, evitando así cualquier desvío posible por un control deficiente.

- Presentar la parte frontal del muslo en ángulo recto con la trayectoria del balón.

- Retirar levemente hacia atrás el muslo en el momento del contacto para amortiguar el impacto y dejar el balón a los pies en disposición de ser jugado.

f.- PECHO:

El pecho es el lugar más adecuado para un balón que cae y da tiempo a controlarlo. Probablemente es  la superficie de contacto más segura para este tipo de controles a balones altos con trayectoria descendente.

Este tipo de controles suele realizarse habitualmente por los delanteros, quienes completamente de espaldas al adversario tratan de proteger el balón para jugar al apoyo de cara que puedan ofrecer alguno de los compañeros.

En trayectorias descendentes el tronco hacia atrás, iniciándose una flexión en las caderas para situar el pecho debajo del balón y en el momento del contacto el pecho retrocede de muelle gracias a una flexión de piernas.

En trayectorias paralelas el tronco se lleva hacia adelante con los brazos separados y en el momento del contacto el pecho se vacia adelantando las espaldas a modo de cesto para cobijar el balón.

Para realizar un control con el pecho debemos:

- Poner el cuerpo en línea con el balón con los pies bien apoyados en el suelo y adoptando una buena posición para mantener  un buen equilibrio.

- Orientar el cuerpo con respecto al jugador contrario y a la dirección hacia donde quiere realizar el control.

- Atacar el balón, tratando de realizar la acción lo más rápidamente posible para conseguir la mayor ventaja ante el contrario (justo al llegar el balón se saca un poco el pecho en dirección a él, para posteriormente relajarlo y retrocederlo según cita el Amortiguamiento).

- Ofrecer la parte superior del pecho como superficie amplia y segura a la hora de realizar este tipo de controles a balones que recibe por alto.

- Realizar un movimiento de amortiguación con el pecho en el momento del contacto con el balón para evitar que el balón salga rebotado lejos de su alcance.

- Girar el tronco en dirección a la zona elegida para seguir jugando el balón e inclina el cuerpo hacia delante para conseguir que el balón caiga cerca de sus pies.

 g.- CABEZA:

Se utiliza este tipo de control en balones altos con trayectoria descendente.

Aunque en los balones altos existe la posibilidad de realizar este tipo de controles con la cabeza, supone una mayor dificultad en la ejecución y no dota de tanta seguridad a la acción del control como puede dar el pecho, además de que el proceso de dominio del balón es mucho más lento y posibilita la presión del adversario.

Para realizar un control con la cabeza debemos:

- Situarse en línea con la trayectoria del balón para encararlo frontalmente.

- Hay que contactar con la frente y retirarla hacia atrás levemente en el momento del contacto para amortiguar el impacto (se utilizará la frente hacia arriba para controlarlo con el relajamiento y retroceso de esa parte de la cabeza igual que en las formas de control para balones aéreos).

- En el momento del contacto retroceso de los músculos del cuello, flexión de piernas (una adelantada) y brazos ligeramente separados del tronco.

- Cuanto menor sea el efecto rebote y mejor orientemos la frente tras el contacto, menor será el tiempo que el balón tarde en caer a nuestros pies, para poder ser jugado.

h.- EN BALONES A MEDIA ALTURA O CON BOTE:

En estos casos utilizamos distintas superficies de contacto dependiendo de la altura y trayectorias que traiga el esférico, pudiendo así llevar a cabo controles con muslo, abdomen, e incluso pecho, interior del pie, empeine o exterior del pie (tras bote).

Estas superficies son usadas como recurso ante la necesidad de reducir la fuerza con la que este tipo de balones suelen aproximarse hacia el jugador.

Para realizar un control en balones a media altura o con bote debemos:

1.- Atacar el balón buscando la realización más rápida posible de la acción.

2.- Poner atención especial en la fase de orientación del cuerpo, ligeramente inclinado hacia delante ya que el primer objetivo es el de controlar el balón y dejarlo rodando por el suelo cerca de los pies.

3.- Otro momento clave será el del contacto con el balón, ya que se debe amortiguar con eficacia, retirando levemente la superficie de contacto elegida para absorber el impacto.

4.- El tercer momento clave, que se realiza al mismo tiempo que los dos anteriores, es el de la protección del balón ya que la posible falta de seguridad (debida a la dificultad que encierra este tipo de acciones puede facilitar la intervención del adversario) tratando de apoderarse del balón.

En este tipo de controles se busca generalmente dejar el balón a los pies, ya que por su dificultad resulta demasiado arriesgado orientar el esférico en un sólo contacto.

Técnica individual: El control (1).

CONCEPTO:

El control es la acción de dominar el balón y prepararlo para ser jugado. 

El control, como su propia palabra indica, es aquella acción técnica individual que permite al jugador hacerse con el balón, dominarlo y dejarlo en la debida posición y buenas condiciones para ser jugado inmediatamente con una acción posterior.

El control será prácticamente la primera acción del jugador a la hora de recibir el balón, por ello es una acción tan importante, y por ello debemos poner la máxima atención en mejorar todo tipo de controles (a balones rasos, aéreos, y a media altura) y con toda clase de superficies (interior, exterior, pecho, muslo...).

De la eficacia de esta 1ª acción dependerá en gran medida la buena ejecución de las acciones posteriores (conducciones, tiros, pases...), y sobre todo, la consecución de un tiempo y un espacio que permita al jugador maniobrar con garantías de éxito.

 CONSIDERACIONES GENERALES:

- Es imprescindible un perfecto y rápido control para beneficiar al equipo.

- Al poder realizarlo con todas las partes del cuerpo, presenta variadas e interminables formas y posiciones.

- El jugador que domina esta acción representa gran ventaja para el conjunto.

- La intensa presión, velocidad y reducción de espacios obliga a la necesidad de ofrecer gran seguridad en el control para poder conseguir mayor velocidad en el juego, lo que aporta confianza y eficacia al conjunto.

- Se debe conocer, previamente al control del balón, la situación en el terreno de juego para reducir su velocidad y rápidamente pasarlo o realizar la acción posterior más conveniente.

- El control se diferencia de la habilidad en que se realiza con uno o dos contactos y la habilidad con un mínimo de tres.

- El pase es más rápido que el control, pero el control permite mantener perfecta armonía de ritmo en el conjunto cuando no tenemos ningún compañero en condiciones de recibir al primer toque. Además la excesiva velocidad que proporciona el pase, en ocasiones puede disminuir la precisión y por tanto la posesión.

-  El equipo que tenga jugadores que dominen el control a la perfección, será más veloz, seguro y ofensivo. Controlar el balón es hacerse dueño de él y quien es dueño del balón es dueño del juego.  

PRINCIPIOS BÁSICOS PARA REALIZAR UN BUEN CONTROL:  

Existen una serie de principios que son comunes a  todo tipo de controles y que habrá que tener en cuenta a la hora de poder realizar la acción técnica de una manera efectiva:

a.- Atacar el balón en lugar de esperarlo (hay que anticiparse e ir a buscar el balón en lugar de esperar a que llegue donde estamos situados). Este aspecto de desplazarse hacia la trayectoria del balón, es fundamental para poder realizar un buen control en situación real de juego, ya que dificulta las posibles anticipaciones del contrario, y a la vez otorga un tiempo extra al jugador, para poder realizar así el control de manera más cómoda.

b.-  La superficie de contacto que recibe el balón, no se mueve ni demasiado pronto ni demasiado tarde para amortiguar el impacto del balón. Se debe apoyar suficientemente el peso del cuerpo sobre el pie de apoyo cuando se reciban balones altos para no golpear el balón con parte del peso del cuerpo y el balón no rebote lejos.

c.- Orientarse el jugador, antes de recibir el balón y realizar el control, con respecto a la dirección que posteriormente daremos al balón, y con respecto a su posición, a la posición del contrario (necesidad de protección) y a la posición de los compañeros. Este aspecto es también fundamental especialmente en situaciones reales de juego, ya que una adecuada orientación del balón facilitará al futbolista una acción posterior (pase, tiro, regate, conducción…).

d.- Decidir la acción a realizar posterior al control, lo más rápidamente posible para sorprender al contrario y dotar de efectividad a la acción. Es importante controlar y dejar el balón, con un solo toque, en condiciones favorables para una acción posterior propia o de compañeros.

e.- Elegir la superficie adecuada de contacto que nos dé mayor seguridad a la hora de realizar la acción (ofrecer seguridad en la superficie de contacto que intervenga). La elección de la superficie de contacto cobra más importancia a medida que aumenta la cualificación técnica del futbolista. En la etapa de iniciación la superficie utilizada habitualmente es el interior del pie, ya que es la que más seguridad ofrece al jugador.

f.- Relajar la superficie de contacto, totalmente, en el momento de recibir el balón (efecto muelle para evitar que el balón rebote). Los músculos deben estar relajados al máximo para que el balón no rebote.

CUALIDADES NECESARIAS PARA UN PERFECTO CONTROL:

a.- Excelente equilibrio.

b.- Perfecta coordinación de movimientos.

c.- Total atención y visión sobre el balón, los compañeros y los adversarios.

d.- Gran flexibilidad muscular y articular.

Cinco tipos de regates o dribling.

 

En este video se pueden observar cinco tipos diferentes de regates o driblings.

Ejercicio para mejora de la conducción (1).

Diferentes tipos de conducción del balón.

Ejercicio para mejora de la conducción (2).

Conducción realizando un cambio de dirección.

Ejercicio para mejora de la conducción (3).

Diferentes toques de balón para desarrollar la conducción.

Ejercicio para mejora de la conducción (4).

Ejercicio de conducción con cambio de dirección y pase.

Ejercicio para mejora de la conducción (5).

Ejercicio de conducción con realización de finta y cambio de ritmo.

Ejercicio para mejora de la conducción (6).

Ejercicio de conducción con oposición para mejorar tambien la finta y el regate.

¿Cuáles són los principales músculos del hombro?

20110222232943-brazo.jpg

Los músculos del hombro o músculos escapulohumerales, se originan en la clavícula y acaban en el húmero. Podemos distinguir  los siguientes músculos principales:  Deltoides, Supraespinoso,  Infraespinoso, Redondo menor, Redondo mayor , Subescapular y Angular del omoplato.

DELTOIDES:

El deltoides es un músculo del hombro que tiene la forma de un semicono hueco, que rodea la articulación del hombro y une la cintura escapular a la diáfisis humeral. Se llama así por su forma, parecida la letra griega delta.

Es un músculo de largo trayecto con origen en tres partes bien diferenciadas, la clavícula, el acromio y la apófisis espinosa de la escápula. Se trata de un músculo poligástrico de 7 vientres, de los cuales 4 corresponden a la espina escapular, 1 al acromio y 2 al tercio externo de la clavícula. Todos ellos convergen en un punto de la cara lateral del tercio medio del húmero en lo que se llama "V deltoidea".

El deltoides recibe ramas de la arteria circunfleja humeral posterior, rama colateral de la arteria axilar. Se trabaja con casi todos los ejercicios en los que participan los brazos. Sólo debe ser sometido a cargas que se puedan realizar con el brazo casi extendido.

ORIGEN: Tiene tres haces o porciones.

Porción clavicular o anterior: en la cara anteroposterior del extremo externo de la clavícula. Está formada básicamente por 2-3 vientres musculares separados nítidamente del pectoral mayor por ese músculo (músculo deltopectoral).

Porción acromial o media: en la parte superior del acromion. Es un sólo vientre muscular. Se observa si vemos al deltoides de lado.

Porción espinal o posterior: en toda la espina de la escápula (omoplato), excepto en su parte más vertebral. Está formada por 4 vientres musculares, que son los que determinan las máximas funciones del deltoides. Se observa si le damos la vuelta al acromion.

INSERCIÓN: Todos los vientres musculares van a confluir en la cara lateral externa del tercio medio del húmero en la V deltoidea. Se disponen para formar un tendón muy corto y muy fuerte.

ACCIÓN: La acción es distinta para cada parte y va a depender del grupo de fibras que actúe:

La porción clavicular o anterior: es flexora, antepulsora, ligeramente abductora y rotadora interna del brazo.

La porción acromial o media: es abductora (abre).

La porción espinal o posterior: tiene más fibras superiores que son abductoras, unas fibras medias o inferiores que son aductoras y rotadoras externas. Todas las fibras espinales son extensoras.

SUPRAESPINOSO:

Es un músculo profundo (no se puede palpar fácilmente) que está cubierto en gran parte por el trapecio.  Está por debajo del deltoides y pasa por debajo de la bóveda formada por el acromion y la apófisis coracoides.

ORIGEN: El supraespinoso es un músculo piramidal que se origina en la fosa supraespinosa de la escápula (antiguamente omóplato), desde donde su tendón pasa el acromion por debajo y se fija en la punta de la tuberosidad mayor del húmero (antiguamente troquiter).

INSERCIÓN: Se inserta en el otro extremo en la parte más superior de la tuberosidad mayor. Aprovecha la bolsa subdeltoidea (la cual está encima de su tendón) para no rozar con el acromion.

ACCIÓN: Su función es de abductor del brazo (cuando se realiza con cargas livianas y con poca velocidad). Inicia la abducción desde los 0º a los 30º. Es poco potente pero ayuda al deltoides.

INFRAESPINOSO:

Este músculo es superficial pero está cubierto por una fuerte fascia que lo aplasta contra la escápula. Está inervado por el nervio supraescapular, que viene de las ramas de C5 y C6 del plexo braquial  y está irrigado por la arteria supraescapular.

ORIGEN: Se origina en la fosa infraespinosa, que ocupa totalmente, y desde ahí su tendón se dirige a la cara postero-externa del tubérculo mayor del húmero. Exactamente se origina en los dos tercios internos de la fosa infraespinosa de la escàpula.

INSERCIÓN: Se inserta en la tuberosidad mayor del húmero, por detrás del músculo supraespinoso.

ACCIÓN: Su acción es de rotador externo, coaptador (REGULAR) y tiene poca capacidad de abducción.

REDONDO MENOR:

El músculo redondo menor es un músculo pequeño que se encuentra en el hombro, en su parte posterior. Este músculo puede estar fusionado con el músculo infraespinoso y se sitúan por debajo del supraespinoso y del redondo mayor. El músculo está inervado por el nervio axilar y el daño a las fibras que inervan el músculo redondo menor es clínicamente significativa.

ORIGEN: Se origina en el borde inferior externo de la fosa infraespinosa. Por debajo del tuberculo infraglenoideo.

INSERCIÓN: Su tendón de inserción se adhiere primero a la cápsula articular del hombro y luego se inserta en la carilla inferior del tubérculo mayor del húmero. El tendón de este músculo pasa a través, y se une a la parte posterior de la cápsula de la articulación del hombro.

ACCIÓN: El infraespinoso y redondo menor realizan conjuntamente la rotación externa del brazo. Lateralmente giran la cabeza del húmero y también ayudan a mantener la cabeza del húmero en la cavidad glenoidea de la escápula.

REDONDO MAYOR:

El músculo redondo mayor es un músculo voluminoso, de aspecto redondeado que se localiza en la región posterior del hombro. Está inervado por el nervio subescapular, en ocasiones lo suple el nervio toracodorsal. Acerca el brazo al cuerpo y sirve de apoyo para el dorsal mayor.

ORIGEN: Se origina en una gran región ovalada, situada en la superficie posterior del ángulo inferior de la escápula, caudal al origen del músculo redondo menor, en los tabiques fibrosos intermusculares y en la fascia infraespinosa (borde externo e inferior del omóplato).

INSERCIÓN: Es un músculo ancho con forma de cordón, que se dirige en sentido superior y lateral, sus fibras ascienden oblicuamente en busca de la cara anterior del húmero, para terminar insertándose en la cresta del tubérculo menor del húmero pero caudal a la inserción del músculo dorsal ancho.

ACCIÓN: La misma que el dorsal ancho pero mucho menos potente. Produce rotación medial y extensión del húmero. Participa en la rotación interna del brazo, en la aducción y en la retroversión. Cuando toma como punto de apoyo el húmero, desplaza el ángulo inferior de la escápula hacia delante y hacia arriba.

RELACIONES: Se relaciona dorsalmente con el músculo dorsal ancho y con la porción larga del músculo tríceps braquial. Su cara anterior es cubierta por el tendón de inserción del dorsal ancho. Conjuntamente con el dorsal ancho y el músculo subescapular va a constituir la pared posterior de la región axilar. Su borde superior se separa del redondo menor y forma con él el triángulo de los redondos.

SUBESCAPULAR:

El músculo subescapular es un músculo ancho, plano y triangular que cubre, en relacion con el tórax, la cara anterior de la escápula, ocupando  toda la parte interna de la escápula. Situado entre la escápula y el músculo serrato anterior que lo separa del tórax, no participa en el modelado del hombro. Es inervado por el nervio subescapular.

ORIGEN: Se encuentra en la totalidad de la superficie de la fosa subescapular (cara profunda del omóplato).

INSERCIÓN: Sus fibras convergen hacia la base del hueso coracoides bajo la que se deslizan para ir a insertarse en el tubérculo menor del húmero (troquín).

ACCIÓN: La acción del músculo produce la rotación medial del húmero (rotador interno del brazo).

ANGULAR DEL OMÓPLATO:

Está cubierto por el trapecio.

ORIGEN: Se origina en el ángulo superior del omóplato.

INSERCIÓN: Se inserta en las cuatro primeras vértebras cervicales.

ACCIÓN: Si el punto fijo es la columna, eleva el omóplato y si el punto fijo es el omóplato, extiende la cabeza sobre el cuello.

Técnica individual: La finta.

CONCEPTO:

La finta son todos aquellos movimientos o acciones realizadas por el jugador, con o sin balón, con el propósito de engañar, confundir o distraer al contrario de la verdadera acción que se pretende realizar.

La finta es un mecanismo de engaño que tiene como objetivo que el contrario crea que vamos a realizar algo que no es nuestra intención real.

Son los movimientos de engaño y ademanes que realiza el jugador con el cuerpo para desorientar al adversario y así poder superarlo.

CONSIDERACIONES GENERALES:

La finta es un elemento fundamental en las acciones de regate, por lo tanto se convierte en una acción muy importante a la hora de desbordar o ganar ventaja con respecto a uno o varios adversarios. Es un elemento que forma parte del dribling.

La realización de buenas fintas tiene estrecha relación con la agilidad de movimientos y con la visión de juego.

La finta es un complemento básico del futbolista técnicamente bien dotado, y mucho más en el fútbol actual en el que es muy difícil encontrar un metro de espacio libre con lo que cualquier pequeño engaño puede facilitarnos una ventaja muy a tener en cuenta. 

CUANDO SE JUSTIFICA LA REALIZACIÓN DE LA FINTA:

- Cuando tenemos la proximidad del contrario.

- Para posteriores acciones técnicas.

- Para temporizar, desbordar, cambiar de ritmo y cambiar de dirección.

CUANDO NO SE JUSTIFICA LA REALIZACIÓN DE LA FINTA:

- Después de un regate.

- Cuando no está cerca el contrario.

- Cuando el pase o el tiro son posibles.

OBJETIVOS DE LA FINTA:

- Distraer la atención del adversario, para superarls.

- Para ganar tiempo y espacio.

- Para no perder la posesión del balón.  

ASPECTOS QUE SE REQUIEREN PARA REALIZAR UNA FINTA EFICAZ:  

1.- Imaginación, ingenio e improvisación constante.

2.- Reacciones rápidas e instantaneas. La ejecución ha de ser lo más rápida y sorpresiva posible.

3.- Decisión. Convencimiento de uno mismo para una buena realización.

4.- Coordinación, habilidad, velocidad de reacción y todas las cualidades de un buen regateador.

5.- Debe ser una acción llevada a cabo con la mayor naturalidad.

6.- Se fintarà con mayor seguridad, cuando el centro de gravedad caiga siempre lo más cerca posible del suelo, desplazandose lo menos posible lateralmente. Necesidad de descender el centro de gravedad para mantener el equilibrio.

7.- Cuando la distancia, entre el jugador que realiza la finta y el jugador que se quiere fintar, sea corta, éste no reaccionarà al movimiento engañoso y lo más probable es que entorpezca el paso o se apodere del balón.

8.- Debemos dar tiempo para que nuestros compañeros no caigan también en el engaño, por lo que debemos hacerla previamente a que los compañeros hayan tomado su decisión.

9.- Es una acción que otorga facilidad para realizar otra acción técnica o táctica posterior, como un tiro, un regate, una entrada, un desmarque, etc.

10.- Es fundamental realizar la finta hacia el lado opuesto al que utilizaremos para cobrar ventaja sobre el adversario.

ERRORES MAS FRECUENTES AL REALIZAR LAS FINTAS:  

- Precipitarse en la ejecución del gesto con lo que la finta pierde la efectividad.

- Intentar cobrar la ventaja por el lado hacia el cuál se realiza la finta con lo que se termina chocando con el adversario.

- Poca variedad de fintas por falta de imaginación, creatividad o copia.

- Excesivos amagos para la galería.

- Trompicarse en la finta por estar pensando ya en la acción posterior a realizar.

TIPOS DE FINTA:

a.- FINTAS REALIZADAS ANTES DE RECIBIR EL BALÓN EN BENEFICIO PROPIO:

En acciones defensivas, pueden realizarse de la siguiente manera:

- Valiendose de ellas para, posteriormente, interceptar (contacto con el balón). Fintar al poseedor del balón, es una acción defensiva. Se trata de amagar al poseedor del balón para que precipite su acción, en algunos casos incluso se pondrá nervioso y perderá el balón, lo cual nos va a ahorrar esfuerzo de recuperación.

- Cuando el engaño y toma de contacto son una sola cosa, siendo dicha acción el medio por lo que se vale la interceptación.

En acciones ofensivas, pueden realizarse de la siguiente manera:

- Cuando recibiendo el pase del compañero, se realiza el engaño y posteriormente es el contacto con el balón. Fintar antes de recibir el balón con el objetivo de engañar al marcador y hacerse con el balón en una posición ventajosa, el ejemplo claro es el balón que se va a recibir y se abre de piernas el jugador, dejándolo pasar mientras se gira ganando unos metros preciosos al rival.

- Al igual que en la acción defensiva, el engaño y la toma de contacto son el gesto válido para la posterior acción.

b.- FINTAS REALIZADAS DESPUÉS DE RECIBIR EL BALÓN EN BENEFICIO PROPIO:

Siempre son acciones ofensivas y pueden realizarse de la siguiente manera:

- Realizada para desbordar (regate compuesto). Fintar para un regate es decir, con un movimiento del cuerpo, incluso de los ojos,se desequilibra al adversario hacia el lado que se desea, para superarle por el lado contrario.

- Cuando se realizan para desequilibrar y buscar una eficacia posterior.

c.- FINTAS REALIZADAS SIN RECIBIR EL BALÓN EN BENEFICIO DE UN COMPAÑERO:

- Fintar para facilitar que un compañero reciba un balón es decir, con un gesto o movimiento se facilita que un compañero reciba el balón en mejor posición e incluso se le facilita su progresión si ya tiene el balón en su poder, el ejemplo claro es el del balón que cuando se va a recibir se abre un jugador de piernas, o se deja pasar para que lo reciba un compañero mejor situado.

¿Cuáles són los principales músculos del cuello?

20110225215359-cuello.jpg

En los Músculos del cuello se pueden apreciar tres regiones:

a.- Región lateral del cuello: músculo cutáneo del cuello, músculo esternocleidomastoideo, músculos escalenos (anterior, medio y posterior), músculo recto lateral de la cabeza

b.- Región anterior o hioidea: se dividen en suprahioideos (músculo digástrico, músculo estilohioideo, músculo milohioideo, músculo genihioideo) e infrahioideos (músculo esternohioideo, omohioideo, esternotiroideo, tirohioideo).

c.- Región prevertebral o posterior del cuello: Trapecio, Recto anterior mayor de la cabeza, recto anterior menor de la cabeza y músculo largo del cuello.

Los músculos que utilizamos para doblar la cabeza hacia los lados o para hacerla girar se llaman Esternocleidomastoideos y el que utilizamos para moverla hacia atrás Esplenio.

ESPLENIO:

El esplenio es un músculo situado debajo del trapecio y del esternocleidomastoideo, es un músculo ancho y delgado, que ocupa toda la altura de la nuca y la parte superior del dorso.

ORIGEN: Se origina en la mitad inferior del ligamento de la nuca y en las apófisis espinosas de las últimas vértebras cervicales y las 3 ó 4 primeras vértebras dorsales, así como en el tercio caudal del ligamento cervical dorsal. Desde aquí sus fibras se dirigen craneal y lateralmente.

INSERCIÓN: Las que proceden de la parte craneal forman un cuerpo muscular aplanado, que se inserta en los dos tercios laterales de la línea occipital craneal y en la cara lateral de la apófisis mastoides: es el esplenius capitis. Las que proceden de la parte caudal rodean el borde lateral del esplenio de la cabeza y terminan insertándose en el tubérculo dorsal del proceso costotransverso de la tercera cervical y, a veces de la segunda. A esta parte se la denomina esplenius cervicis.

ACCIÓN: Tiene una función unilateral y otra bilateral; la primera es de inclinación y rotación de la cabeza hacia el mismo lado, la segunda es de extensión o hiperextensión del cráneo y el cuello.

ESTERNOCLEIDOMASTOIDEO:

El músculo esternocleidomastoideo es un músculo de la cara lateral del cuello, en la región anterolateral; largo, robusto, constituido en su tramo torácico por dos manojos o cabezas: la esternal, cilíndrica, y la clavicular, aplanada.

ORIGEN: Mango del esternón y porción medial de la clavícula. Presenta, en su origen torácico, dos porciones claramente distintas: una porción interna, originada en el esternón, y otra externa, originada en la clavícula. La primera ha recibido el nombre de cabeza esternal, la segunda de cabeza clavicular.

La cabeza esternal arranca de la cara anterior del manubrio esternal a través de un tendón potente, cuyas fibras más mediales a menudo se entrecruzan con las del lado opuesto y la cabeza clavicular se inserta en la parte posterior de la cara superior del tercio medial de la clavícula por medio de cortas fibras tendinosas y carnosas entremezcladas. Estos dos extremos inferiores, al principio diferenciados, se reúnen algo más arriba, formando con la clavícula el triángulo de Sedillot.

INSERCIÓN: Apófisis mastoidea del temporal y línea nucal superior.

ACCIÓN: Es flexor, inclinador y rotatorio de la cabeza. Este músculo permite tres acciones diferentes: la rotación de la cabeza al lado contrario, la inclinación lateral, y una leve extensión de la cabeza. Simultaneamente: extensión de la cabeza sobre el cuello y aisladamente: ínclina la cabeza hacia el músculo que se contrae.

ESCALENOS:

Los músculos escalenos es un grupo de tres pares de músculos a los lados del cuello, llamados el escaleno anterior, escaleno medio y escaleno posterior. Están inervados por los nervios espinales C4-C8.

ORIGEN: Estos músculos se originan en las apófisis transversas de las vértebras cervicales de C2 a C7.

INSERCIÓN: Se insertan en la primera y segunda costillas.

ACCIÓN: La acción de los músculos escalenos anterior y medio es la elevación de la primera costilla y la rotación del cuello hacia el mismo lado; la acción del escaleno posterior es elevar la segunda costilla e inclinar el cuello hacia el lado opuesto. También actúan como músculos respiratorios accesorios en la inspiración, junto con el esternocleidomastoideo.

TRAPECIO:

El trapecio es un músculo situado en la región posterior del cuello y del tronco.

ORIGEN: Surge, en la línea media, desde la protuberancia occipital externa, ligamento de la nuca, la parte medial de la línea superior, nuca, y las apófisis espinosas de las vértebras C7-T12

INSERCIÓN: En los hombros, en el lateral de la tercera parte de la clavícula, el acromion, y en el cuerpo de la escápula.

ACCIÓN: Cuando toma punto fijo en el eje del tronco, eleva el hombro y acerca la escápula a la columna vertebral. Fijado en la cintura escapular, extiende la cabeza haciéndola girar. La porción descendente es rotadora superior de la escápula y la porción ascendente es rotadora inferior. Es rotador y elevador de la cabeza y produce la rotación, retroceso, elevación y la abducción de la escápula. Su músculo antagonista es el  Serrato mayor y el dorsal ancho.

MÚSCULO ELEVADOR DE LA ESCÁPULA:

El músculo elevador de la escápula es un músculo que se encuentra en la parte inferior de la nuca, es par y tiene forma triangular.

ORIGEN: Se origina en las apófisis transversas de las cuatro o cinco primeras vértebras cervicales.

INSERCIÓN: Se inserta, por abajo, en el ángulo superior del borde medial de la escápula; El trayecto de sus fibras es oblicuo, hacia abajo y hacia fuera.

ACCIÓN: Es elevador y aductor de la escápula, e inclina la columna vertebral. La amplitud del movimiento de elevación de la escápula es de 10 cm y este músculo es el responsable de elevarlo 5 cm.

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris